El cubano se cansa, pero no se rinde

calle Reina

Foto: Dazra Novak

Es propio del cubano la insistencia, el “jugar cabeza”, la segunda oportunidad… y la tercera. Es del cubano decir tiempo al tiempo y, aunque el mundo vaya por su lado uno seguir a pesar de todo por el camino que se tiene a mano, por el mínimo resquicio que la oportunidad siempre está dispuesta a darnos. Detrás de la sonrisa genuina que ofrecemos al extraño -ellos ni se lo imaginan-, a veces se esconde la más apremiante necesidad, la angustia por los años perdidos, por las separaciones y tantas cosas acumuladas que, si se mira hacia atrás, nadie entendería cómo llegamos donde llegamos. Pero el cubano no se rinde aunque nade contracorriente, aunque nade y nade frenado en el mismo lugar, aunque el final no se divise fácilmente. ¿Qué sería de nosotros sin ese vecino que, a pesar de todo, tiende la mano cuando menos lo imaginamos? ¿qué sería del cubano sin el amigo cubano siempre dispuesto, sin su propia disposición a ayudar desde lo más humano que lleva dentro? Eso, somos un pueblo que avanza lento y accidentado y tantas veces contrario al mundo, gente que humanamente se cansa, pero no se rinde.

Anuncios

Acerca de dazranovak

Escritora cubana. Licenciada en Historia por la Universidad de La Habana. Tiene en su haber los premios: Pinos Nuevos 2007 (cuentos, Cuerpo Reservado, editorial Letras Cubanas 2008), David 2007 (cuentos, Cuerpo Público, ediciones Unión, 2009) y Uneac 2011 (novela, Making of, ediciones Unión, 2012).
Esta entrada fue publicada en Almacén de idiosincrasia y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a El cubano se cansa, pero no se rinde

  1. César dijo:

    ¿Qué mejor rayo de positivismo que esa entrada? Gracias por el recordatorio

  2. Yamilet dijo:

    Muy bien descrito en pocas palabras. Siempre para adelante, para atrás ni pa’ coger impulso. Sigo su blog, me encanta. Gracias. Viva Cuba.

  3. EJA dijo:

    Descubri este blog por pura casualidad. Buscaba alguna informacion sobre nuestra costumbre de proteger a los chicos del mal de ojo. Un click despues del otro y llegue aqui. Que alegria me dio leer sobre mi Cubita linda y nuestra gente. Pero de todas las entradas que he leido, esta entrada trajo lagrimas a mis ojos. No se si esa fue la intencion de la escritora, pero esta entrada contine partes iguales de tristeza (por lo perdido) de esperanza (por lo que puede ser algun dia) y de confianza (de que el espirito del Cubano se sobrepasa a todo). Mil gracias y abrazos fuertes.

    • dazranovak dijo:

      Hola EJA, ante todo gracias por leer. La intención del post, del blog, es evocar a esa Cuba nuestra, de todos, que se debate entre alegrías y tristezas, vivencias y límites. En efecto, esperanza. Abrazos desde nuestra Habana!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s