Yara

Cine Yara

Foto: Beatriz Verde Limón

Pasa un señor y el mulato le ofrece: ¿taxi? El español se vira a mirarlo y con la manito frágil y cabreada de tanto ofrecimiento le contesta: ¿para qué? ¿un taxi para qué? El mulato sonríe mientras lo ve alejarse con su contoneo de pantaloncito de flores y sigue parapetado en la esquina del Yara. Pasa una mulatona y el hombre insiste: ¿taxi? Y la mulatona lo mira descreída, con una mueca en los labios, y prosigue camino con su meneo de palenque. El mulato se amasa la entrepiernas además porque es sábado, y ya sabemos que en la esquina del Yara puede pasar cualquier cosa. Todo el mundo sabe que los fines de semana ya no hay películas porque siempre hay algún concierto, el humorista de turno, o están filmando el último video clip y la gente se arrima para ver, para tratar de entrar o para sentarse en el muro a ver quién desfila. Pasa una mujer alta y el mulato la mira, amaga con ofrecerle un taxi pero no sabe, es demasiado alta, tan femenina que el hombre sospecha y busca, ante la duda, esa nuez de Adán que delata, evidencia, grita su verdadero sexo. El viejo cine-teatro Warner es una comedia de realidades modernas, ve desfilar ante sí todo tipo de rufianes, prostitutas, policías, tembas, adolescentes: gente. A veces se me antoja que la película acontece afuera mientras dentro del lugar solo hay una breve pantomima de la existencia. El cine Yara es el verdadero medidor de la última realidad de la Habana, de sus desafueros y sobre todo de lo que es capaz de hacer un cubano por ver la película más codiciada del festival de cine, cuando ese público en muchedumbre amenaza con romper los cristales de la entrada con tal de lograr un asiento. La esquina del cine cobra vida por períodos largamente esperados en el año. Diciembre es, por mucho, uno de los mejores, donde parece que de pronto la ciudad se lanzara a esa vida nocturna, que debería aflorar siempre y no solo algún que otro fin de semana.

Cine Yara

Foto: Beatriz Verde Limón

Anuncios

Acerca de dazranovak

Escritora cubana. Licenciada en Historia por la Universidad de La Habana. Tiene en su haber los premios: Pinos Nuevos 2007 (cuentos, Cuerpo Reservado, editorial Letras Cubanas 2008), David 2007 (cuentos, Cuerpo Público, ediciones Unión, 2009) y Uneac 2011 (novela, Making of, ediciones Unión, 2012).
Esta entrada fue publicada en El caminante y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s